Steve Jobs no sabe delegar

Steve Jobs
Steve Jobs

Muchos directivos son auténticos adictos al trabajo y deberían recibir clases para descargar presión y responsabilidades en los demás en los demás, sobre todo si son los fundadores de su compañía y por el bien de ésta. Es el caso del patrón de Apple, que no está dispuesto a dejar las riendas de su empresa (SU con mayúsculas) a cualquiera.

Y es que a pesar de haberse tomado una baja de seis meses por prescripción médica, para recuperarse de una enfermedad cuyo alcance no está nada claro –lo que desata rumores de todo tipo en Internet- Steve Jobs sigue liderando, desde casa, la mayor parte de los proyectos de la compañía que él mismo creó.

Todo ello a pesar de que Tim Cook se ha puesto al frente de la firma sustituyéndole hasta que vuelva, previsiblemente, a lo largo del mes de junio. Pero al parecer Steve Jobs no sabe delegar y, desde casa, está tomando las decisiones estratégicas de la que es su compañía.

Al menos está gestionando la prueba de nuevos productos y también ha liderado personalmente el desarrollo de la nueva interfaz de usuario del próximo sistema operativo para iPhone.

No se sabe cuánto le está costando a Apple, a nivel de organización interna, la baja de Jobs, ni cuánto está ralentizando los procesos el hecho de que él tenga que dar, desde su retiro, el visto bueno a los desarrollos. Pero seguro que el día a día de la compañía se está resintiendo.

Manuel Moreno

Periodista y fundador de TreceBits. Consultor y formador en Social Media. Ponente y conferenciante. Profesor de redes sociales y periodismo 2.0. Colaborador en prensa, radio y TV. Autor de cuatro libros de Social Media. Más información en manuelmoreno.es