Qué es el análisis heurístico y cuáles son sus principios

Qué es análisis heurístico

Al llevar al mercado un producto digital es necesario realizar algunas pruebas con el fin de identificar posibles errores, solucionarlos y ofrecer al usuario la mejor experiencia. Para reconocer los fallos que pueda haber es habitual hacer un análisis heurístico.

Si quieres saber más, en este artículo vamos a ver en qué consiste más ampliamente y cuáles son los principales principios en los que se basa.

Qué es el análisis heurístico en UX

Un análisis heurístico es un método que sirve para evaluar la usabilidad de interfaces y encontrar posibles fallos. Normalmente es llevado a cabo por varios expertos en la materia, los cuales se basan en unos principios de usabilidad reconocidos, llamados principios heurísticos.

Con esta evaluación heurística se obtienen unas conclusiones y unas propuestas de mejora que deberían implementarse para mejorar la experiencia de los usuarios en relación al diseño de una interfaz.

Principios heurísticos de Nielsen

Aunque existen diferentes principios para llevar a cabo esta prueba los más conocidos son los desarrollados por Jakob Nielsen, en colaboración con Rolf Molich, en 1990. Los que, pese a tener cierta antigüedad, siguen siendo útiles como punto de partida para realizar esta clase de análisis. Son los siguientes:

1. Visibilidad del estado del sistema. El sistema debe mantener al usuario informado sobre lo que está sucediendo en un tiempo razonable. Por ejemplo, títulos, lista de enlaces y cuáles se han consultado, cuántos pasos faltan para acabar una tarea en un carrito de la compra…

2. Conexión entre el sistema y el mundo real. Debe usar palabras, frases, expresiones y conceptos que sean familiares para el usuario. Para los clientes o usuarios navegar debe ser una experiencia intuitiva.

3. Libertad y control por parte del usuario. Se deben ofrecer alternativas para cuando un usuario comete algún error. Por ejemplo, añadir opciones de deshacer, editar, eliminar o cancelar. Esto da confianza al usuario y el proceso es más ágil porque no debe empezar todo de nuevo.

4. Consistencia y estándares. El sistema en su conjunto debe tener consistencia y no se deben modificar los elementos y su funcionamiento en cada pantalla.

5. Prevención de errores. El sistema no debe favorecer que un usuario se equivoque, sino todo lo contrario. Por ejemplo, si un servicio no está disponible en un lugar determinado, el sistema no debe permitir que se pueda marcar esa opción desde el principio para evitar equivocaciones al final.

6. Reconocimiento en lugar de recuerdo. Se debe reducir la información que los usuarios deben recordar, para ello lo mejor es hacer visibles los elementos y acciones necesarios a través de las pantallas de la interfaz. Hay que tener presente que la memoria es limitada, por lo que las interfaces que requieren menos memorización son más sencillas e intuitivas.

7. Flexibilidad y eficiencia de uso. Se debe tener en cuenta que la interfaz puede ser usada por usuarios expertos o principiantes.

8. Estética y diseño minimalista y práctico. Es recomendable crear un diseño sencillo que tenga los elementos fundamentales, de modo que no haya información irrelevante que pueda reducir la visibilidad y captar toda la atención del usuario.

9. Ayuda, diagnóstico y recuperación de errores. Si en algún momento se produce un error, se debe expresar con un mensaje sencillo, no con términos demasiado técnicos. De esta manera, los usuarios pueden reconocer, diagnosticar y recuperarse de los errores con soluciones sugeridas.

10. Ayuda y documentación. Aunque la interfaz tenga la usabilidad necesaria, puede haber usuarios que requieran de más información. Por ello se debe ofrecer ayuda incorporando cajas de búsqueda, sección de preguntas frecuentes…

Claudia Escribano

Periodista. Redactora de contenidos. Especializada en Marketing Digital con curiosidad por muchas cosas, entre ellas, las Redes Sociales e Internet.

Deja un comentario

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: TreceBits S.L. (TreceBits)
Finalidad: Que puedan comentar las noticias publicadas
Legitimación: Consentimiento del interesado. Satisfacción del interés legítimo del Responsable.
Destinatarios: No se cederán a terceros salvo obligación legal.
Derechos: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: [email protected].
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí.