Qué es el «Filtro burbuja» de Google y cómo evitarlo

Respaldo de la cuenta de Google

El «Filtro Burbuja» de Google es un efecto generado por los algoritmos que definen el timeline de cada usuario en una red social. También puede hacer referencia a los contenidos que se muestran cuando se busca cualquier término en un motor de búsqueda como Google.

Eli Pariser definió el filtro burbuja en su libro «Cómo la red decide lo que leemos y lo que pensamos»

Estos algoritmos utilizan la información que tienen sobre los usuarios para devolver resultados personalizados, lo que puede generar un sesgo informacional y reforzar sus propias creencias previas.

El término fue acuñado por Eli Pariser en su libro «Cómo la red decide lo que leemos y lo que pensamos». Lo define como una burbuja comunitaria en la que se navega en los mismos ambientes donde lo hacen los contactos de cada uno.

Éstos piensan como el propio internauta, con quienes comparten cosas afines a las propias creencias. El filtro burbuja puede generar estados de ánimo y sociales peligrosos y puede aislar a los usuarios de otros puntos de vista.

En 2004 Google modificó su algoritmo para que las búsquedas que hicieran los usuarios en su plataforma se volvieran personalizadas. El objetivo es que estuvieran asociadas no solo a la relevancia de cada página sino también a los sitios web que el usuario ha visitado anteriormente y a la información del usuario en las bases de datos de Google.

Desde entonces Google ha utilizado los datos de los usuarios para generar resultados personalizados, lo que puede ser útil para el usuario pero también puede generar sesgos comerciales, sociales y políticos.

Cómo evitar los efectos del «Filtro burbuja» de Google

Además de Google, otros motores de búsqueda como Bing o Yahoo! también utilizan la información personal de los usuarios. Datos como el historial de búsquedas, datos de ubicación, dirección IP, identificadores de las cookies, fecha, hora, páginas web en las que hacen clic primero, datos personales como la edad y el sexo, entre otros.

Pero los efectos de este filtro burbuja no son inevitables. Para evitarlos se recomienda cerrar la sesión de Google y eliminar el historial de búsqueda.

Sin embargo hay que tener en cuenta que la búsqueda personalizada de Google se aplica a todo usuario que acceda al buscador sin necesidad de que tenga abierta su cuenta de Google desde 2009.

Por eso, la mejor manera de evitar el filtro burbuja es ser conscientes de la existencia del mismo y adoptar una postura crítica con los resultados obtenidos en los motores de búsqueda y en las redes sociales, además de buscar siempre diversas fuentes de información.

Antonio Rentero

Comunicador especializado en tecnología y cine. Jurista especializado en protección de datos. Curioso especializado en prácticamente todo.

Deja un comentario

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: TreceBits S.L. (TreceBits)
Finalidad: Que puedan comentar las noticias publicadas
Legitimación: Consentimiento del interesado. Satisfacción del interés legítimo del Responsable.
Destinatarios: No se cederán a terceros salvo obligación legal.
Derechos: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: [email protected].
Información adicional: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí.